El festival de la música

Posted by David on March 17, 2015 Blog | Tags: | One comment

Hacía unos días que no pasaba por aquí.

Andaba atareado con cosas que seguramente vivieron días mejores y más lógicos. El intentar sacar a flote una banda, un autor, un proyecto musical, o como quiera llamarse, se ha convertido en una especie de absurdo que intentaré resumir por aquí. Por supuesto sin dar nombres. No quisiéramos que los genios que están hundiendo la música de este país mientras llenan sus bolsillos, se sintieran ofendidos. Nada más lejos de mi intención.

Pues bien, una práctica muy utilizada actualmente es la de convertir al grupo o solista que va a tocar en una sala en el community manager y responsable de comunicación de la misma. Genial. TÚ redactas la información que saldrá pública. TÚ haces las fotos. TÚ haces la publicidad del concierto y contactas con medios. TÚ creas el evento en redes sociales e invitas a la gente. TÚ creas, imprimes y repartes flyers o carteles. Incluso es posible que TÚ mismo te pongas en la puerta a vender las entradas o traigas el equipo. Ah, claro, sin contar que para ese día tú habrás ensayado, preparado un setlist, montado un espectáculo y tendrás que tocar. En resumen: TÚ trabajas para la sala ese día. En algunas ocasiones hasta habrás pagado por trabajar. Insólito. También se puede dar el sonrojante caso de que la sala disponga de su propio responsable de comunicación, que acostumbrado a este tremendo modus operandi, se haya erigido ya en un estupendo inútil total. Remunerado, eso sí.

¿Y si hablamos de los festivales? Creo que para eso haría falta una especie de programa tipo “Salvados”, donde poder juntar a los cuatro o cinco personajes que llevan esta suerte de fiesta de la “Cosa Nostra” que es la industria musical de este país. ¿Alguien se ha preguntado por qué un tanto por ciento muy elevado de festivales tienen el mismo cartel con los mismos 10 grupos en los últimos 3 años? Pues eso, la cosa nostra trabajando para sus amiguetes. Incluso podrás ver a alguno de estos managers/promotores “indígnadísimos” con la situación política de este país, mientras actúan igual o peor en su profesión.

Y algunos músicos también tienen lo suyo, por supuesto. Con éxito o sin él. Gente borracha de éxito que no recuerda lo bien que luce una mano tendida. O los que se rindieron y parece que desean la misma fortuna para los que siguen.

Parémonos a reflexionar un poco. Nos estamos metiendo en una rueda en la que cada vez cuenta menos el talento y el trabajo. Y cuando yo ya esté harto probablemente lo único que haga será bajarme, seguramente no será una gran pérdida. ¿Pero cuántos que valían la pena se habrán bajado ya o estarán a punto?

En nuestra mano está.

DavidCantando

1 Comment

  • Mariana said on Mar 17, 2015 6:00 pm

    Lo dije allí y lo repito aquí: tú eres de los que vale la pena

Got something to say?

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *